Hace unos días participaba en Informativos Telecinco en una noticia muy a tener en cuenta… “el peligro de las redes sociales para ligar”.

Como sabrán, el pasado 7 de noviembre desapareció una joven valenciana de 25 años, después de acudir a una cita gestionada con un desconocido a través de Internet.

Realmente importa poco que sea a través de Internet, una web de citas o las propias redes sociales, lo que realmente importa es tener claro que, de no tomar una serie de precauciones, estaremos otorgando una alfombra roja a personas que buscan hacer el mal, que delinquen, que están esperando información para tenerlo más fácil…

Tal y como verso en el informativo, el peligro de las redes sociales para ligar lo incrementamos nosotros mismos, es decir, hacemos que algo que podría ser positivo pueda transformarse en negativo… ¿Por qué? Porque no tomamos una serie de precauciones básicas, incluso oso a decir de sentido común, que nos podrían salvar, literalmente, la vida:

Lugar de quedada

Queden, al menos para las primeras citas, en lugares públicos, con mucha gente; si desafortunadamente pasa algo, al menos que haya testigos y personas que puedan socorrerles.

Hora de quedada

Marta Calvo Burón, la joven valenciana desaparecida, supuestamente cerró su cita para las 6:00 de la mañana. Se recomienda que las horas sean posteriores a esta, ya que por la noche o la madrugada es cuando más problemáticas suelen surgir.

Comunicación con alguien

¿Tienes una cita? No pasa nada, es algo saludable; conocer gente, relacionarse… forma parte del día a día del ser humano, pero si ha sido a través de Internet, con una persona que no conoces, etc. es recomendable que se avise a un familiar, a una amistad, etc. de cara a que sepas con quién vas a quedar, y/o sobre todo, dónde. La ubicación es primordial en caso de que pase algo.

Con la tecnología de hoy, ya saben que podemos enviar nuestra ubicación en tiempo real y así poder estar más tranquilos…

Desconfíen al menos un poco

Cuando se conoce a alguien a través de Internet, y aunque luego llevemos la conversación al WhatsApp, etc. siempre deberán desconfiar, al menos un poco. Si les envían una imagen observen que sea natural, no sacada de una revista o similar.

Pidan fotos mientras están hablando; si por ejemplo les dicen que están comiendo en una restaurante, pidan una foto; si les dicen que están en el gimnasio, pidan una foto… En el caso de que la otra persona siempre de largas con estas situaciones, seguramente esté ocultando algo…

Incluso pueden comprobar si las imágenes que muestra la otra persona ya han sido utilizadas por otros perfiles en la red; a través de webs como TINEYE podrán realizar esta validación.

Cuidado con el “sexting”

Cuando se envía material fotográfico, vídeos,… con connotaciones sexuales, se conoce como “sexting”. Es más que peligroso ya que no saben dónde podrán acabar sus imágenes o vídeos. Incluso podrán ser extorsionados por esa persona que creías estar conociendo a través de Internet… Sin duda, este es un peligro de las redes sociales para ligar que tienen que tener muy en cuenta.

No envíen (ni reciban) dinero

Bajo ningún concepto realicen envíos de dinero, seguramente se encuentren ante una estafa. Y digo que tampoco lo reciban, porque seguro que será el inicio de una estafa aún mayor. Es capital para las personas estafadoras ganarse su confianza; incluso hay casos que para lograrlo, son ellas las que hacen el primer desembolso, para, a posteriori, pedirles cifras superiores…

Lo bueno de toda esta  “película” es que parece que la sociedad cada vez es más consciente de que el peligro de las redes sociales para ligar es más que latente. Como podrán ver en las preguntas a pie de calle del vídeo, los jóvenes y no tanto, saben al menos que tenemos que estar siempre alerta.

Les dejo con la pieza de Informativos Telecinco (click en la imagen):

el peligro de las redes sociales para ligar

Un saludo.

Rayko Lorenzo.